Estrellas difusas‎ > ‎Poesia‎ > ‎

Pequeña alondra

Oye pequeña alondra

que con el sol despiertas,

no busques compañera

en aves nacidas tuertas.

 

Pues su medio sentido

les impide ver tu alma

y nunca serán

dignas de tus lágrimas.

 

Oye pequeño amigo

que vuelas de mañana,

no busques cobijo

en un rayo de plata.

 

Pues si bien, por la noche

su belleza te mece,

te abandona en el bosque

tan pronto amanece.

Comments